El fenómeno de la eficiencia con Eisenhower

La eficiencia es un fenómeno ampliamente estudiado en el ámbito empresarial. Hace referencia a la necesidad de menor uso de recursos para la producción de un determinado nivel de bienes y servicios.

Todas las personas buscamos la mayor eficiencia, pero ¿Siempre lo conseguimos? Te puedes considerar un trabajador o trabajadora muy eficiente, pero si paras a pensar, no siempre será así, todas las personas tenemos días más acertados que otros.

El sentido común nos dice que no dejemos que la eficiencia del trabajo dependa de cómo tengamos el día, para ello hay recursos de los que podemos hacer uso que hacen que seamos más eficientes y que además lo seamos de forma estable en el tiempo. Si nos acostumbramos a trabajar así, al final se convertirá en un hábito que nos facilita enormemente el día a día.

Hoy os traemos una herramienta muy reconocida y contrastada en el mundo empresarial.

La matriz de Eisenhower se atribuye al presidente estadounidense Dwight D. Eisenhower con frases como “Las decisiones más urgentes rara vez son las más importantes”. Se dice de él que era un experto en gestión del tiempo y que destacaba por tener la capacidad de hacer las cosas cuando debía hacerlas. Utilizando su método se aprende a diferenciar entre lo importante y lo urgente.

A menudo a nuestro día a día nos obcecamos en sacar el trabajo urgente sin fijarnos en si es o no importante. ¿Cuándo sacaré tiempo para hacer lo realmente importante? ¿Cuáles son las tareas estratégicas para mí? ¿Con qué recursos cuento?

Con la matriz Eisenhower te ayudamos a dar respuestas a estas preguntas para hacer que tu trabajo sea más eficiente, puedes imprimirla y ponerla en la pared de su sitio de trabajo y rellenarla con post-it, puedes tenerla en digital e ir modificándola, o puedes hacerla a diario para programar tu día de trabajo. Te costará poco tiempo y te dará grandes resultados.

Anota en esta tabla las tareas de las que tienes que ocuparte en este momento y empieza a obtener resultados.

¡Ser eficiente nunca te habrá resultado tan fácil!

Néstor Cruz del Rosario

Ir arriba